logo

Actualidad Noticias

Cómo administrar tu dinero: 10 reglas

Cómo administrar tu dinero: 10 reglas

¿Te pierdes hablando de ahorro e inversión? ¿Siempre tienes la vaga impresión de que el banco te engaña? ¿No entiendes cómo se puede llegar a casos como el del Bankia o el Popular? Puede ser que te falte “cultura financiera”: remédialo aprendiendo las reglas básicas. 10 principios que te ayudarán a no suspender en este tema.

Día de la educación financiera

En octubre, este año el día 7,  se celebró el Día de la Educación Financiera, promovido por el Banco de España y la Comisión Nacional del Mercado de Valores. El objetivo que persigue es concienciar a los ciudadanos de la importancia de adquirir un adecuado nivel de cultura financiera que les permita saber la consecuencias e implicaciones de sus decisiones

Poco conocimiento + mal asesoramiento = error de inversión

Estudios de OCU sobre los hábitos de inversión de los ahorradores españoles pusieron de manifiesto la peligrosa combinación de conocimientos financieros limitados y un asesoramiento externo poco profesional. Los resultados de esas mezclas peligrosas todos lo tenemos en mente: los escándalos de las preferentes, las convertibles del Santander, la situación de los accionistas del Popular o Bankia..., por no hablar de las hipotecas en divisas o de quienes en su día confiaron en inversiones tangibles como Forum y Afinsa o los que hoy confían en obtener jugosas ganancias con ofertas del mercado Forex, opciones binarias o criptomonedas. Al final, es el usuario quien se la juega con su dinero y tiene que hacer frente a quienes han abusado de su ignorancia.

10 reglas básicas para sacar más partido a tu dinero

1. Piensa antes de actuar:

Antes de invertir, debes tener claro cuál es el objetivo de la inversión, el plazo en que recuperarás tus ahorros y el riesgo que estás dispuesto a asumir.

2. Asegura algo de liquidez:

Piensa en tus necesidades. Mantén siempre una cantidad de dinero para poder afrontar imprevistos (los expertos aconsejan el equivalente al salario de tres meses de salario): piensa que no todos los productos permiten recuperar el dinero sin sufrir penalizaciones, y así evitarás tener que deshacerte de una inversión en un momento inoportuno, perdiendo dinero.

3. No te creas cualquier cosa.

Antes de contratar un producto de inversión, confirma que se ajusta a tu perfil de inversión.

Desconfía de cualquier promesa de obtener beneficios muy por encima del mercado en poco tiempo.

4. Infórmate, pregunta las dudas.

Pide información por escrito: llévate el contrato a casa para leerlo y estudiarlo detenidamente. 

No te comprometas ni compres nada sin aclarar antes todas tus dudas con un profesional, preferiblemente independiente (el asesor del banco no lo es): en OCU Inversiones obtendrás esa información profesional y desinteresada, porque su única finalidad es conseguir el máximo beneficio para los socios.

5. Echa cuentas. 

Cuidado con los costes antes de contratar comprueba los gastos que te cargará tu entidad (el mantenimiento de cuenta, por ejemplo). Si no lo haces puedes que llegado el momento del vencimiento te lleves sorpresas.

6. No te olvides de la fiscalidad:

Los impuestos reducen el rendimiento de tu inversión. Evita chascos consultando la información de OCU sobre Renta e Impuestos. 

7. Piensa en el futuro

Debido a la inflación, los precios de los productos y servicios suelen ir subiendo con el paso del tiempo: si colocas tus ahorros en un producto que te remunere por debajo de la inflación (por ejemplo, si lo dejas sin más en una cuenta corriente o en un depósito al 0,2% anual), estarás perdiendo poder adquisitivo.

Ten en cuenta además que, debido al interés compuesto, el efecto multiplicativo de los intereses es mayor cuanto mayor sea el plazo, de ahí la importancia de ahorrar a largo plazo. 

Un horizonte de inversión a largo plazo es la mejor manera de paliar las consecuencias del llamado “riesgo sistemático”, que se produce cuando la crisis bursátil es generalizada.

8. Dinero ¿garantizado?

Tenlo claro: con cuentas de ahorro y depósitos no correrás ningún riesgo invirtiendo un máximo de 100.000 euros por entidad, pues el Fondo de Garantía de Depósitos garantiza hasta 100.000 euros por titular y entidad (hasta 200.000 si son dos los titulares).

Los fondos, los seguros de ahorro y los planes de pensiones no están cubiertos por ningún Fondo de Garantía. No obstante, en los fondos y planes los activos están separados del patrimonio de la entidad, lo que aporta algo de seguridad si ésta resultara insolvente.

9. Diversifica 

Para reducir el riesgo lo mejor es diversificar y combinar distintos productos: por ejemplo, acciones baratas con buenas perspectivas de sectores y países diferentes, para los más “arriesgados”, o productos de renta fija y acciones, en proporción variable.

10. Compara antes de elegir

Elegir buenos productos es la mejor manera de sacar más partido a tu dinero, y evitar pagar de más.

Busca las cuentas y depósitos con las mejores rentabilidades para tu perfil en nuestro

Puede consultar la noticia original AQUI

© 2019 - Sernutec - Servicios y Nuevas Tecnologías